Lo PepeMolina: presente, pasado y futuro

2366

Con cerca de cincuenta años de historia, Lo PepeMolina sigue siendo un referente en la restauración y la oferta gastronómica de la comarca de la Axarquía, a la entrada del núcleo de Almayate su oferta en carta combina la esencia de esta tierra y de su gente: platos de carne con productos del campo basados en su arraigada economía vinculada al sector agrario así como pescaíto frito por su cercanía al mar, pasando por deliciosos postres artesanales.

Precisamente en su recetario y sus presentaciones culinarias, así como su decoración se respira la esencia de un pueblo ligado a las yuntas, a sus bueyes y carros, a sus yugos y a los cultivos de hortalizas; en un horizonte dominado por el Peñón de Almayate o como también se le conoce como Peñón del Toro, coronado por uno de las inconfundibles marcas del Toro de  Osborne, de las pocas que se encuentran repartidas por la geografía española.

Bajo este marco incomparable, un enclave rural donde la tradición y las costumbres aún se respiran en cada rincón, Lo PepeMolina sigue siendo el punto de encuentro de los amantes del buen yantar. Y que mejor que conocer el espíritu de este negocio a través de su paso por el tiempo.

Recuerdos

Fue en el año 1970 cuando nace Lo PepeMolina, una pequeña taberna que ofrecía pequeñas tapas y que se encontraba ubicada a 200 metros de su ubicación actual, en el conocido como Arroyo de la Coscoja, donde su gente aprovechaba los descansos de las largas jornadas de trabajo para jugar a las cartas o al dominó, mientras degustaba algunos platos típicos de la zona.

Tradición y exquisita gastronomía se dan de la mano en Lo PepeMolina.

Fue José Molina, que tras dedicarse a las labores agrícolas con sus bueyes, emigró a Suiza para  reunir el dinero necesario, lo que le permitiría no solamente regresar a su tierra, sino también fundar este negocio. El nombre del local viene precisamente de aquellos que se dirigían a tomar algo al local que iban ‘a Lo PepeMolina’ y ahí se quedó con su actual denominación. En el año 1973, como curiosidad, se conserva su licencia como taberna de comida.

En 1980 se trasladó a calle Dora Ana Carmona Martín donde actualmente se encuentra, visible nada más entrar a la localidad y situado frente a la explanada donde se celebran la ferias y otros eventos de envergadura; donde continuaba ofertando tapas con productos de la tierra.

En 1993 lo coge uno de sus hijos, Miguel Ángel Molina, actual gerente del establecimiento, y cada cierto tiempo ha ido experimentado diversas reformas para ir ampliando sus instalaciones y mejorando sus servicios de cara al cliente, para ir incorporando salón para eventos, zona de copas así como de tapeo y un espacio infantil.

Además, va ampliando su variada carta, siendo no solamente un referente en carnes como asador y con la pata asada como su principal emblema y uno de sus platos más demandados por la clientela, sino también incluyendo pescado, exquisitos postres artesanales así como una amplia selección de vinos, con una fuerte presencia de los malagueños.

Referente

En la comarca de la Axarquía, Lo PepeMolina es uno de esos restaurantes señeros de la zona; pocos podrían ignorar donde se encuentra y conocer sobre sus platos. Precisamente es un referente en carnes a la brasa elaborada en horno de leña tradicional, con una terraza que te invita a disfrutar de las vistas del Peñón de Almayate.

Además con facilidades de aparcamiento, es el lugar perfecto también para compartir con la familia, disponiendo además de una zona infantil con varias atracciones para que los más pequeños y pequeñas de la casa no se aburran. Unido ello a su local de copas anexo al restaurante para poder degustar algún coctel o bebida para amenizar la tarde, lo hacen también el emplazamiento perfecto para poder disfrutar durante el fin de semana.

Futuro

Actualmente, el restaurante Lo PepeMolina se encuentra experimentando reformas en su local almayateño, con una superficie aproximada de 300 metros cuadrados,  para innovar no solamente en cocina, con un modelo mucho más abierto, sino también para aumentar la calidad del servicio así como el valor añadido de sus platos, en aras del cliente.

Es por ello que en Lo PepeMolina también quieren seguir apostando por la organización de diferentes eventos y celebraciones gracias a estos nuevos trabajos de mejora de sus instalaciones, con algunas fiestas ya consolidadas como el Día de la Yunta y su Gañán o la Fiesta del Arriero y su Mulo así como otros que seguirán promocionando lo mejor de la tierra como las jornadas de productos de la cabra malagueña o las del espeto.