Viveros Guzmán inaugura un nuevo espacio en sus instalaciones de Alhaurín de la Torre

174

Viveros Guzmán, una de las empresas nacionales más importantes en la comercialización de plantas y material vinculado a la jardinería, acaba de inaugurar un nuevo espacio dentro de sus impresionantes instalaciones centrales ubicadas en el municipio malagueño de Alhaurín de la Torre. Se trata de Doña Manuela Market, una nueva plaza en la que se han instalado firmas tan conocidas en la provincia como la panadería Salvador y la frutería Grupo Gallego, así como el nuevo restaurante La Flor de cuya gestión se encarga el propietario del restaurante Cienfuegos, uno de los establecimientos más frecuentados de la localidad alhaurina. Esta nueva apuesta se completa con un último local que Viveros Guzmán enfocará en un principio a la venta de regalos para días tan señalados como el Día de la Madre o el recién celebrado San Valentín.

Viveros Guzmán es un negocio de carácter familiar que comenzó su andadura en el municipio de Coín en 1953 gracias al esfuerzo y la tenacidad de Francisco Guzmán Guzmán, su fundador. Cuando su hijo tomó las riendas del negocio, la sede se trasladó a Alhaurín de la Torre, ya que los terrenos de esta localidad, con una ubicación estratégica, eran más idóneos para la producción de especies vegetales. 

La compañía vivió en los años noventa un gran crecimiento, con la internacionalización y venta a otros países europeos alcanzando incluso territorios árabes. Así, la tercera generación familiar asentó los pilares que permitieron que Viveros Guzmán sea actualmente la empresa española de referencia en el sector.

El grupo Viveros Guzmán cuenta actualmente con más de 250 hectáreas de producción repartidas por diferentes puntos de todo el territorio nacional, e incluso en Costa Rica, al otro lado del charco.  De esta manera, la empresa puede controlar todas las etapas del proceso productivo, además de poner de manifiesto que la planta se ha producido con todos los controles fitosanitarios y con el mejor aprovechamiento de los recursos hídricos, garantizando así el mejor servicio y la mejor relación calidad precio. 

En cuanto a los puntos de venta, la empresa posee tres grandes ‘gardens’, ubicados en Alhaurín de la Torre, la sede principal, que cuenta con 14.000 metros cuadrados; Marbella y Canarias. En estos espacios, los clientes pueden encontrar todo lo relacionado con el ámbito de la jardinería, ya sea de producción propia o importada a través de una de las líneas de negocio del grupo Global Palms, dedicada a la importación y exportación de plantas, toda clase de palmáceas y árboles de gran porte.

Nuevo Espacio

Además, para dar servicio a los profesionales del sector, cuenta con un cash&carry denominado Nuevo Espacio, ya que buena parte de sus ingresos proceden de las ventas que realizan a otros viveros y diversos centros comerciales de ámbito nacional e internacional. Y es que, a lo largo de los años, numerosas empresas han depositado su confianza en la compañía, llegando a los cinco continentes y asumiendo retos logísticos que en los inicios eran impensables, como que el envío llegue a cualquier parte del mundo, independientemente de la dificultad técnica que algunos productos conllevan.

Para ello, el Grupo Guzmán dispone de una flota de camiones propias que permite controlar los envíos desde el origen hasta el fin del trayecto en las condiciones óptimas. Desde la firma afirman que se han realizado envíos a decenas de países por barco, avión, tren y carretera sin que los requerimientos térmicos, envergadura de la mercancía o el destino sean un impedimento. 

Otra de las líneas de negocio del grupo es Guzmán Biotech, un laboratorio de biotecnología vegetal que utiliza como herramienta principal el cultivo in vitro para la mejora y micropropagación de especies vegetales con un alto valor añadido.  Esta apuesta por la innovación permite a la compañía ofrecer numerosos servicios como la puesta a punto de protocolos de micropropagación de diferentes especies que permitirán obtener réplicas exactas de los individuos propagados sin los obstáculos de la estacionalidad o el espacio disponible. También la propagación masiva de plantas que permiten obtener miles de copias en tandas muy homogéneas en prácticamente cualquier época del año. Asimismo, desde el laboratorio, dotado de los últimos avances en equipamiento científico y de un equipo cualificado de profesionales, se lleva a cabo el saneamiento de plantas para la obtención de individuos sanos con un mayor rendimiento.

Viveros Guzmán cuenta con un gran equipo humano especializado, que se complementa con un grupo de proveedores del más alto nivel para lograr la fusión entre el mejor servicio y calidad con precios muy competitivos. Además, con el objetivo de respetar siempre el cuidado del medio ambiente, un compromiso que forma parte de su filosofía empresarial, la gestión de la producción se lleva a cabo con control climático, recuperación de aguas y optimización de residuos.